Homenaje a Enrique Shaw | Día de la Comunidad Empresarial


El miércoles 5 de diciembre se llevó a cabo en el Salón Blanco de la Cámara de Diputados un sentido homenaje a Enrique Shaw. En el Proyecto de Ley impulsado por el Diputado Dr. Juan F. Brügge se propone que se instituya el 27 de agosto como “Día Nacional de la Comunidad Empresarial“.

Además del Diputado, participaron del evento Juan Vaquer, Presidente de ACDE, y Sara B. Critto de Eiras, nieta de Enrique Shaw.

Juan Vaquer reflexionó sobre el ejemplo del Siervo de Dios en el mundo empresarial y destacó que “necesitamos una comunidad empresarial audaz, que se anime a correr riesgos, que se animen a fracasar. Y que si fracasa se levante y lo intente de nuevo”. Asimismo remarcó con énfasis: “Necesitamos una comunidad empresarial honesta, que tengan ambiciones de crecer, de progresar, pero que sean incapaces de violar sus principios para lograr sus objetivos“.

El Presidente de ACDE, hizo hincapié en la “necesidad de empresas humanas, que tengan la dignidad del ser humano como su norte, que piensen en sus empleados, proveedores, vecinos, y comunidades”. Afirmó que “ineludiblemente esto me hace pensar en Enrique Shaw porque sin dudas él es un ejemplo de alguien que personificó este tipo de virtudes dentro del empresariado”.

Luego agradeció esta iniciativa que promueve declarar el 27 de agosto, día del aniversario del fallecimiento de Enrique Shaw, como el Día Nacional de la Comunidad Empresarial. “Nos parece que es una buena forma de, no solamente generar un homenaje a alguien que lo merece, sino también de poner luz sobre un ejemplo que creemos muy importante para guiar a las empresas, a los empresarios y a la comunidad empresarial en general para que tenga esas virtudes que van a permitir que esa herramienta, la empresa, sea eficaz para resolver los desafíos que tenemos” expresó Juan Vaquer. Y agregó: “aliento a que esta iniciativa se continúe trabajando hasta que se pueda concretar“.

Finalmente, para cerrar con su discurso compartió una reflexión del Padre Manuel Moledo, quien fuera Asesor Doctrinal de ACDE, refiriéndose a Enrique Shaw: “Si viviera hoy, Enrique Shaw, estoy cierto que pondría toda su imaginación y tenacidad en el empeño de arbitrar las formas políticas, jurídicas y sociales adecuadas a un proyecto de vida verdaderamente humano. Trataría de movilizar el valor de todos los responsables para hacerles participar en esta obra, como nunca urgente, de regeneración social en la cual cada hombre sea amado y ayudado como lo amaría y ayudaría el mismo Cristo, salvadas las inevitables distancias”.

Posteriormente la nieta de Enrique Shaw, Sara B. Critto de Eiras, compartió una presentación sobre el legado de Enrique Shaw en el mundo empresarial.

 

 

Para descargar la presentación haga clic aquí.